martes, 4 Ago, 2020

Notas de prensa corporativas: una guía para los negocios

por | Mar 3, 2020 | Marketing

como-redactar-una-nota-de-prensa

¿Cómo redactar una nota de prensa de empresa? Si tienes un negocio o una empresa, seguro que alguna vez has querido compartir una información con los medios con el objetivo de que la publiquen. Pero te habrás dado cuenta de que no es tan fácil llamar su atención. En este artículo te explicamos todo lo que hay que saber para mejorar en esta tarea: desde cómo redactar una nota de prensa corporativa hasta cómo y cuándo difundirla para captar mejor la atención de los medios. 

¿Qué es una nota de prensa?

Antes de descubrir cómo redactar una nota de prensa corporativa debemos saber qué es una nota de prensa en general. Estas son comunicaciones en forma de noticia que se emiten desde una empresa, asociación o institución hacia los medios de comunicación para anunciar alguna novedad, estudio, proyecto, lanzamiento o evento que se quiere difundir. Las que provienen en particular de las empresas se conocen como notas de prensa corporativas.

Lo más recomendable para las notas de prensa corporativas es que se ajusten a unos parámetros informativos y una estructura clara. Pero también deben jugar con el golpe de efecto inicial. El primer párrafo es clave para captar y retener la atención del periodista que la reciba. Si se consigue, las papeletas para que alguien la difunda aumentan considerablemente. Sin embargo, la nota no debe tener vocación publicitaria. Es mejor priorizar la información objetiva y apostar por fórmulas y recursos que le den gancho al texto sin parecer claims o eslóganes. A continuación te explicamos los seis puntos clave que debes cuidar no solo para saber cómo redactar una nota de prensa, sino también para que esta consiga los objetivos planteados. 

Cómo redactar una nota de prensa corporativa

1. El tema: información novedosa, atractiva y de actualidad

Información novedosa

Lo primero es saber qué quieres contar. Es muy importante tener algo que genere interés. Y para que algo genere interés, una de las características que debe cumplir es que sea inédito o novedoso. ¿Hay alguna novedad concreta que quieras lanzar o solo pretendes que los medios te conozcan? Si tu objetivo va más por la linea de lo segundo, será muy difícil que los periodistas se fijen en tu información. Por ello, las notas de prensa deben ofrecer, ante todo, una noticia.

Si tienes una empresa de fabricación y venta de muebles, por ejemplo, una noticia puede ser el lanzamiento de una nueva línea de muebles en colaboración con un diseñador reconocido, la participación en una feria para presentar un nuevo modelo de sofá con tecnología de domótica integrada o la adopción de un sistema de fabricación íntegramente basado en la economía circular. En cambio, si centras tu nota de prensa en la actividad económica o productiva habitual, no tendrá difusión.

Si bien en el caso de negocios o empresas con cierto recorrido siempre hay que pensar en aportar esa novedad, en el caso de las startups, sobre todo las recién lanzadas, la información sí que puede estar focalizada sobre la propia startup. El motivo es que ella misma se trata de una novedad que aspira a conseguir un cambio en algún ámbito. Sin embargo, cuando la startup tenga cierta trayectoria habrá que preocuparse continuamente de que las notas de prensa contengan información sobre nuevos hitos, logros, desarrollos o retos.

En general, las notas de prensa cuyo contenido sea claramente comercial y publicitario no tendrán cabida en los medios. Para ser recibidas con buenos ojos deben ser textos que ofrezcan información de utilidad y que no sea fácil de encontrar. Información de calidad que no se quede en lo evidente. ¿Cómo redactar una nota de prensa? Ante todo, con información exclusiva.

Atractiva

¿Cómo redactar una nota de prensa para que además sea atractiva? No basta con presentar una novedad. Hay temas que no son válidos para lanzar una nota de prensa porque no generarán interés en los medios. Por lo general, el interés de los periodistas en los contenidos que les llegan coincide con el interés que ellos detectan en las audiencias de sus artículos. Para saber qué temas sirven para escribir una nota de prensa, pregúntate si tú querrías leer esa noticia en un medio digital en la que te la encontraras. Para saber cómo redactar una nota de prensa debes meterte, ante todo, en la mente del lector.

Algunos ejemplos de temas que son irrelevantes para los medios son: la presentación de una nueva web de la empresa, la especialización de los servicios que ya ofreces, la creación de un departamento nuevo, una intervención en una conferencia que no ha organizado tu empresa, las decisiones estratégicas internas, el lanzamiento de un producto que no aporta una novedad reseñable en el mercado, etc. 

En cambio, temas que sí pueden ser de interés son el arranque de un nuevo servicio que sea pionero en un nicho de mercado, experimentar un crecimiento considerable en tus datos de facturación, la expansión a otras áreas geográficas, la consecución de un premio, organizar un evento propio con buenos datos de asistencia, emprender con éxito una acción solidaria, la creación de un producto novedoso que soluciona un problema existente, la creación de un nuevo modelo de negocio que se basa en una innovación tecnológica, un acuerdo con otra empresa para un proyecto conjunto de gran envergadura o la realización de un informe que llega a conclusiones de utilidad sobre un tema específico. 

Ampliable

Hay que tener en cuenta que los periodistas son conscientes de que esa misma nota de prensa ha sido enviada a muchos otros medios. Este es un motivo añadido para no seleccionar la nuestra si no aporta algo realmente nuevo, pues saben que no van a ser los únicos que la publiquen.

Además, los periodistas son cada vez más conscientes de la importancia del SEO, por lo que los contenidos originales son los que más se valoran. Y ahí las notas de prensa juegan en su contra, a menos que las editen por completo. Por ello, es importante no solo que nuestra nota de prensa presente infomación lo suficientemente novedosa y atractiva para que el profesional de la comunicacion se fije en ella, sino también que despierte en él la necesidad de ampliar la información. Si esa recepción puede dar lugar a una entrevista más en profundidad o un reportaje, la nota de prensa habrá sido un éxito rotundo.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que una nota de prensa es volátil. Responde a un acontecimiento de actualidad, por lo que su vida útil es muy breve. Por este motivo, cuando se disponga de mucha información sobre un mismo tema, es aconsejable dosificarla. Es decir, distribuirla en el tiempo a través de una serie de notas de prensa. De este modo, aprendiendo a reservarnos cierto contenido para más adelante lograremos estar más tiempo en la agenda de los medios y resultar menos monótonos o repetitivos que si enviamos la misma nota de prensa una y otra vez.

Bien contextualizada

¿Cuánto contenido puedes generar alrededor de la novedad o tema del que quieres hablar? ¿Qué enfoque quieres darle? ¿Quieres conseguir una lectura amena o aportar información concienzuda? Son muchas preguntas y su respuesta depende del tu tipo de empresa, de los objetivos de la estrategia comunicativa, de la temática de la nota de prensa, de la imagen que quieras dar, etc. Pero si algo está claro es que el tema tiene que ser de actualidad. Y para ello, aparte de serlo, tiene que dar sensación de actualidad. Es esencial, por tanto, que la información se complemente con datos que la contextualicen en la situación actual. Debe estar bien enmarcada.

Pongamos un ejemplo: una empresa de calzado acaba de crear una línea de productos de origen ecológico y sostenible y quiere darla a conocer. En este caso, aparte de explicar las características y beneficios de estas nuevas prendas, será muy conveniente que la nota de prensa se acompañe con datos más genéricos. Por ejemplo: qué porcentaje de empresas de calzado producen bajo este sistema, qué representa en volumen en el mercado el calzado producido con materiales y procesos sostenibles, qué supone comparativamente en relación al volumen total del calzado o qué requisitos debe cumplir el calzado para obtener un certificado de sostenibilidad.

Además, esta información de contexto debe ser lo más objetiva posible, por lo que cuanto más contrastada esté, mejor. Los periodistas siempre buscan la información más precisa y fiable, por lo que todos los datos que se puedan recopilar de organismos externos oficiales y de prestigio serán mucho más valiosos. Y, evidentemente, en el caso de que los utilicemos para nuestra nota de prensa, no se nos debe olvidar citar estas fuentes de información. Aportan valor, ya que el medio al que hagamos el envío podrá consultar dichas fuentes para ampliar la información si lo considera oportuno.

Enfoque original

¿Cómo redactar una nota de prensa más allá de lo novedoso y atractivo que sea el tema en sí? Los periodistas reciben diariamente una cantidad inmensa de notas de prensa. Aunque creas que la tuya aporta algo nuevo, es muy probable que hayan recibido hace muy poco notas de prensa similares en cuanto a temática. Por eso es importante no solo que el tema sea lo más novedoso posible, sino que también lo sea el enfoque. Es decir, la finalidad con la que se escribe el texto. Esta parte está íntimamente ligada a la contextualización, ya que las mismas fuentes que nos pueden servir para contextualizar nos pueden servir también para darle ese enfoque original.

Por ejemplo, si tenemos un negocio de consultoría para grandes empresas y queremos anunciar que a partir de ahora también se va a ofrecer a las pymes, hay varias maneras de hacerlo. Si lo anuncias tal cual, explicando únicamente en qué van a a consistir los nuevos servicios, probablemente la nota de prensa pase sin pena ni gloria por los buzones ajenos.

Pero si buscas un enfoque peculiar, tendrá más posibilidades de ser escogida. Por ejemplo, podemos hablar de los principales problemas de las pymes para mantenerse en el mercado. Para ello, nos podemos apoyar en alguna encuesta realizada por algún organismo que arroje datos sobre cuáles son las principales causas que hacen que una pyme tenga que cerrar. También podemos entrevistar a varias pymes que estén dispuestas a explicar su experiencia. O basarnos en testimonios de expertos que den un plus a nuestra información.

Si lo que tenemos es una academia de lenguas y queremos anunciar la puesta en marcha de 20 nuevos cursos 100 % online, la nota de prensa puede enfocarse hacia la dificultad para contabilizar el trabajo con estudios presenciales. Para ello, si se cuenta con datos, se puede hacer una comparativa y explicar cuánto tiempo ahorra una persona optando por la opción online, teniendo en cuenta horas de clase y desplazamientos.

2. La estructura: 6W y pirámide invertida

¿Cómo redactar una nota de prensa desde el punto de vista de su estructura? Antes hemos avanzado que es imprescindible que las notas de prensa tengan forma de noticia, con su estructura clásica. Si pretendes que los medios se fijen en tu nota, tendrás que facilitarles la labor al máximo. Cuanto más aspecto final de noticia tenga tu nota, y por lo tanto menos haya que modificarla, mejor. Si tu nota ya tiene la estructura de noticia le ahorras ese paso al periodista, que verá con ojos mucho más proclives su publicación.

Partes de una nota de prensa

-Titular

La primera parte de toda nota de prensa, como en las noticias, es el titular. Este debe ser lo más sorprendente o impactante posible sin caer en distorsiones de la realidad. A veces la propia novedad que anunciamos ya es bastante sorprendente de por sí: «Ingenius crea un patinete eléctrico plegable que cabe en una mochila». Otras veces hay que darle un giro para que resulte más sugerente: La cadena de restauración Lo Celso lanza un menú especial ‘invisible’. Se trata, en realidad, de un menú que solo se puede degustar a oscuras como una nueva experiencia que ofrece el restaurante.

-Subtítulo

A continuación viene el subtítulo, que suele incluir, en dos líneas, uno o varios apuntes que completan el titular, lo amplían o lo aclaran. El subtítulo sirve muchas veces para señalar la segunda idea más importante del texto o para aportar la información que le da el sentido completo al titular. Además, se puede insertar un antetítulo que sintetice en dos o tres palabras la temática del texto. Esto puede servir, por ejemplo, como sugerencia de palabras clave con las que optimizar el texto para SEO en el caso de los medios digitales.

-Lead

Tras el subtítulo viene el primer párrafo, también llamado lead, debe contener las dos o tres ideas principales de nuestro texto. Es la síntesis de la noticia. Por ello, debe estar escrito de forma muy concisa, en tercera persona, en forma activa y con un orden gramatical típico (sujeto+verbo+predicado). Normalmente un lead suele contener entre dos y tres frases que responden de forma sucinta a cinco de las seis preguntas fundamentales: qué, quién, dónde, cuándo y por qué. 

-Desarrollo de la noticia

A partir de ahí, el resto de la nota de prensa debe profundizar en el «por qué» y, sobre todo, entrar en los detalles de la sexta pregunta, el «cómo». Se debe empezar contando lo más relevante y dejar lo anecdótico para el final, lo que se conoce como pirámide invertida de la información. En esta parte conviene introducir datos, estadísticas o información complementaria que ayude a contextualizar y entender mejor el tema. Las declaraciones de los portavoces pueden estar distribuidas uniformemente a lo largo del texto o pueden estar contenidas en un único párrafo o varios.

-Información de la empresa

Es aconsejable escribir un último párrafo de información básica sobre la empresa en el que se recojan los principales datos para que el periodista la contextualice. Año de creación, actividad empresarial, sector, tipo de servicios o productos que ofrece, número de socios y empleados, etc.

La extensión: entre una y dos hojas

Otro aspecto elemental de cómo redactar una nota de prensa es la extensión, que debe estar comprendida entre una y dos páginas. Con menos de una página corremos el riesgo de que el periodista la considere insuficiente para ser publicada. Y con más de dos existe el peligro de que la descarte para evitar el trabajo de resumirla. En cualquier caso, son solo eso: riesgos. Ni una cosa ni la otra van a ser el motivo principal por el que se descarte una nota de prensa. 

En cambio, sí será un motivo de peso el hecho de que la información presentada sea superflua, carezca de actualidad o sea de poco interés. Por lo tanto, lo que hay que cuidar es que la extensión, más allá de estar entre esos márgenes aconsejables o no, responda a una necesidad justificada de contar algo útil, notorio y de interés para las audiencias.

La brevedad y la concisión suelen ser características deseables en una nota de prensa, pero en ocasiones necesitaremos profundizar un poco más para que se entienda bien la información o quede bien contextualizada. En todo caso, hay que intentar ser directos, evitar las redundancias y los rodeos innecesarios. Las subordinadas inacabables no son adecuadas para las notas de prensa.

3. El estilo: siempre sobrio, a veces literario, nunca publicitario

¿Cómo redactar una nota de prensa en lo que concierne al estilo? Debemos huir de elaborar textos demasiado personales que dejen entrever de forma implícita una postura, una opinión o la subjetividad del autor o la empresa. Es decir, evitar la redacción publicitaria. Esto no significa que no podamos aportar nuestro sello propio como redactores. Pero en caso de hacerlo, deberemos reflejarlo con recursos expresivos neutros que no desnuden nuestras propias impresiones sobre lo que se escribe. O en caso de que estas aparezcan, entrecomillarlas y adjudicarlas a la propia empresa o sus responsables.

Pongamos un ejemplo: tenemos una tienda online de productos relacionados con el sueño llamada Sognoshop y hacemos una nota de prensa sobre la apertura de la primera tienda física de nuestro negocio. Un tono equivocado para el lead sería: ¿Te cuesta dormir? No te lo puedes perder. La tienda online de productos para el descanso Sognoshop abre un establecimiento físico para que puedas llevarte las mejores ofertas del mercado en artículos sin los que ya no podrás vivir

Caso válido

En cambio, una fórmula muy válida que, no obstante, sí aporta ciertos recursos estilísticos sería: El ecommerce Sognoshop abre su primera tienda física en Madrid de productos enfocados a la mejora del descanso. Sus fundadores tratan de acercar sus «productos de ensueño» a esa parte de la población que prefiere «palpar antes de comprar».  Aquí, aunque en cierto modo sí se muestra la opinión del emisor de la nota de prensa, esta es menos agresiva y viene entrecomillada para que quede claro que se trata, efectivamente, de una apreciación subjetiva.

De este modo le estás diciendo al periodista que esos entrecomillados son declaraciones oficiales de la empresa, por lo que tienen su valor como tales. Si estas impresiones o valoraciones se exageran y además no se señalizan, sino que van integradas, el periodista se verá obligado a suprimirlas o entrecomillarlas. Y eso es trabajo extra que probablemente no esté dispuesto a asumir.  En la misma línea, aunque sea evidente, se deben eliminar por completo las apelaciones directas al lector, frecuentes en publicidad, del tipo: «Únete ya», «Tu opción más rentable», «Velamos por ti», «¿A que es increíble?», «No esperes más», etc.

Pesa a todo, aunque nos podamos permitir ser originales en cuanto a estilo, siempre es preferible quedarse corto que pasarse. Si el periodista al que le enviamos la nota de prensa quiere editarla para hacerla más llamativa, podrá hacerlo más fácilmente si nuestro texto es neutro. Será más maleable. En este sentido, hay que intentar evitar recursos como las rimas, vocabulario inventado, lenguaje críptico, las metáforas o la jerga específica de un colectivo o ámbito (como por ejemplo las redes sociales), etc. Las notas de prensa deben estar escritas en el lenguaje estándar propio de los medios de comunicación a los que se dirigen.

4. La planificación

Estudiar la tendencias

Para aumentar las probabilidades de que los medios de comunicación se hagan eco una nota de prensa, debe existir una planificación que fije los mejores días y horas para su envío. Para ello hay que rastrear las tendencias. Por ejemplo, si tu nota de prensa va sobre el lanzamiento de una nueva app para deportistas, será mucho más aconsejable enviarla cuando se vaya a producir un acontecimiento deportivo masivo. Para aprovechar la ola de búsquedas relacionadas con ese tema, a los medios les interesará publicar informaciones que tengan que ver con el mismo.

Del mismo modo, si tienes una nota de prensa de un estudio realizado con los usuarios de tu app en el que se analiza la brecha de género, puede ser recomendable esperar a que se publique alguna estadística del INE o algún otro organismo o instituto que hable de lo mismo para aprovechar el pico de interés generado.

Excepciones

En otros casos, la información puede ser tan novedosa que no sea necesario enganchar con la actualidad inmediata. Por ejemplo, la empresa Software Delsol anunció que había implantado la jornada laboral de cuatro días a la semana. Y al ser pionera en este modelo, la noticia trascendió en medios sin que hubiese ninguna tendencia relevante en ese sentido en dicho momento.

Caso aparte son también las notas de prensa cuya información provenga de un suceso muy concreto en el tiempo. Por ejemplo, las que informan de la realización de un evento. En estos casos la nota de prensa se debe enviar lo más pronto posible tras la clausura del evento. Cuanto más tiempo pase, menos frescura tendrá y menos atractiva será para el periodista que la reciba.

Estudiar a los medios

Por otro lado, hay que analizar por días de la semana los contenidos de los medios a los que envías la nota de prensa. De este modo puedes averiguar qué interesa más según el día y enviar la nota de prensa en base a ello. Del mismo modo, hay que tener claras cuáles son las horas puntas publicación y difusión en redes para enviar las notas con tiempo.

En definitiva, las notas de prensa son una parte esencial de la estrategia de comunicación. Y como tales, se debe elegir muy bien a qué medios se les envía y cómo se les envía: un envío masivo o una newsletter pueden ser buenas opciones en el caso de que cuentes con una base datos de medios importante. Pero a veces es importante enviar de forma individualizada las notas a aquellos medios en los que se tenga un especial interés.

5. La relación con los medios: personalizada y estudiada

Además de saber cómo redactar una nota de prensa, es clave saber cómo difundirla, en qué momentos y con qué requisitos. Todo ello conforma la relación que establecemos con el medio, que puede ser fructífera o no. 

Frecuencia de envío y cantidad de notas de prensa

En primer lugar, para que la relación con el medio sea buena, el envío de notas de prensa tiene que ser proporcionado. Además, tiene que ajustarse estrictamente a la calidad y la novedad de los contenidos. Saturar el correo de un medio con la misma nota de prensa durante días provocará normalmente el efecto contrario al que se pretende. Nos ignorarán, nos marcarán como spam o, en el peor de los casos, nos bloquearán. Es importante, por tanto, que el envío de la misma nota de prensa no se efectúe más de dos veces o tres a lo sumo. Y nunca en días consecutivos. 

En caso de notas de prensa distintas, igualmente se ha de mantener un cierto tiempo entre una y otra para no provocar la saciedad del medio. De hecho, recibir informaciones muy continuadas por parte de una misma empresa puede provocar que el periodista, pese a tener interés en la empresa, desestime las notas al percibir que estas enseguida quedan desfasadas. Aunque depende mucho del tipo de organización y su actividad, lo aconsejable es no enviar más de una nota de prensa al mes. O incluso cada dos meses.

El correo

Aparte de cómo redactar una nota de prensa es importante aprender cómo redactar el correo en el que la adjuntas. Su contenido es clave en todos los sentidos, empezando por el asunto del correo, que debe tentar a su apertura. Muchos correos de notas corporativas no llegan a abrirse a causa de una mala elección del asunto. Este debe ser un titular llamativo o una frase que apele al interés de un periodista cansado de bucear entre decenas de notas de prensa al día. Debe contener algo rompedor o que lo anticipe sin desvelarlo. Puede jugar con el factor misterio. Aparte de enviar una información novedosa, debemos preocuparnos de que el asunto del correo venda esta información muy bien. En ese sentido, sí que debemos ser más «marketinianos».

Una vez dentro, el cuerpo del correo debe incluir una pequeña síntesis de lo que narras en la nota de prensa, pero de un modo mucho más directo. Te puedes permitir ser más publicitario que en la nota de prensa, pero no tanto como en el asunto. Al tratarse de un texto que no va a ser utilizado para confeccionar la publicación final, el periodista es más transigente con su enfoque o su estilo. En todo caso, aportar información objetiva y algún dato presentado de forma original es una muy buena manera de despertar el interés del periodista.

Por ejemplo, si tu empresa es un ecommerce de ropa deportiva y vas a lanzar una nueva línea de productos sostenibles, podrías aportar datos de alguna encuesta que resalte cuán importante es para la sociedad el origen de los productos o algún estudio que analice el porcentaje de prendas sostenibles que se producen en el mercado.

El contacto

Es importantísimo incluir siempre en el pie de la nota los datos de contacto de la persona que vaya a estar en comunicación con los medios. El periodista, en un momento dado, puede estar interesado en ampliar la información, realizar una entrevista o escribir un reportaje con mayor extensión. Esta es el mejor de los desenlaces posibles. Es por eso que debemos facilitarle al periodista la misión de ponerse en contacto con nosotros para preguntarnos o proponernos lo que quiera.

Aunque el periodista pueda responder al correo en el que se adjunta la nota de prensa, al pie de la misma debe constar nombre, cargo, teléfono y correo de la persona o las personas que atenderán a los medios dado el caso. Del mismo modo, el correo debe contar con una firma que incluya los datos del remitente, preferiblemente con un diseño que vaya en consonancia con la marca. El remitente normalmente será la misma persona de contacto de la nota de prensa, ya que quienes las redactan suelen ser los mismos que atienden a los medios.

El formato

Las notas de prensa se deben enviar en un formato editable para que los periodistas puedan trabajar sobre él directamente si lo desean o copiarlo y pegarlo fácilmente en su editor de texto. Por ello, los formatos más recomendados son el .doc y el .odt, es decir, los de Word y Open Office. En cambio, no es buena idea mandar las notas de prensa en PDF, pues es un formato no editable y, por lo tanto, menos atractivo y práctico para los redactores que recibirán nuestras notas. 

Material complementario

Junto a la nota de prensa deben adjuntarse siempre que se pueda imágenes que ilustren la noticia. Los periodistas agradecerán contar con fotos e infografías que retraten gráficamente el tema. En nuestro caso, será muy conveniente que las fotos contengan nuestra marca como parte de algún objeto presente en la misma (nunca añadido a posteriori). Según la intención del texto y lo que se cuente, se pueden enviar fotos de los fundadores, de un portavoz de relevancia, de nuestros productos, de nuestras instalaciones u oficinas, de las herramientas que utilizamos o de los eventos o networkings que organizamos. Las fotos deben ir por separado en JPG y tener la máxima calidad posible (si las insertas en el documento de texto no tendrán suficiente calidad).

6. La imagen corporativa: fácilmente reconocible

Aunque no es lo más importante, aporta mucho valor que tus notas de prensa tengan una imagen corporativa identificativa de tu marca. Para ello, lo básico es colocar el logo en la cabecera y  utilizar una tipografía acorde a tu identidad corporativa. Pero se puede jugar con multitud de recursos como los símbolos, los colores, las negritas, los subrayados o lo gráficos, en caso de que los haya.

Lo importante, sobre todo, es que todas tus notas de prensa se ajusten a una serie de normas gráficas y tipográficas establecidas de antemano. De esta manera  la identidad corporativa se mantendrá siempre intacta y tus documentos de texto serán claramente reconocibles. Como ya hemos dicho, este apartado no es el más indispensable, pero sí ayuda a que los medios de comunicación vean tu empresa como una organización seria y cuidadosa que se toma en serio la presentación de las notas de prensa.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres estar al día de todo lo que concierne a los autónomos?

 Recibe en tu email todas las novedades que te ayudarán a triunfar con tu trabajo. 

También te puede interesar:

Share This